domingo, 24 de junio de 2012

Anecdotas hortelanas (por kim)





Hola a todos, soy Kim.
Seguro que los asiduos al blog ya me conocen porque Dominque habla mucho de mi .
Soy de Holanda y ayudo a Dominque en las tareas de la huerta. De hecho dos bancales tienen mi nombre.


La de la foto soy yo comiendo calcots.

Ayer Sábado por la tarde mientras que yo trabajaba, mi marido y Domi subieron a la huerta.
Allí se encontraron con un nido de avispas. Creo, según me contaron, que estuvieron luchando a brazo partido con ellas para que no les picaran. Los avispas ya me habían picado el otro días dos veces así que algo tenían que hacer para poder ir a trabajar en el huerto sin peligro. Me dicen que el nido ya no esta. ¿Como lo eliminaron? creo que con agua y echando a correr jajajajajaj. !!Ya me los imagino a los dos manguera en mano echando agua a manguerazos  por tierra y aire!!! jajajajajajaj. Espero que el próximo día que vaya no me encuentre ni una porque la verdad es que la picadura duele y duele mucho.

Ahhhh por cierto, lo de poner barro en la picadura funciona, enseguida bajó la inflamación y el dolor y así pude seguir trabajando.

Tenemos mucho trabajo en esta pequeña huerta. Estamos rodeados de vegetación muy abrasiva que debemos controlar para mantenerla a raya. Esta foto es un claro ejemplo.
Los bancales están exactamente bajo ese muro de piedra. Por toda la muralla salen enredaderas y plantas muy arraigadas a la tierra que no podemos eliminar con una simple poda. En un principio pensamos en quemar todo el paredón pero era muy arriesgado así que nada, convivimos con todo el ecosistema que nos ha tocado incluida las avispas. jajajajaja.

Ahora en verano los trabajos en la huerta se transforman para nuestra familia en una prioridad que no podemos eludir, cuando no hay que regar hay que abonar, cuando no entutorar y si no sembrar o trasplantar. pocas veces subimos solo a recoger la cosecha, de cualquier forma hagamos lo que hagamos lo hacemos con placer, es un antiestres superlativo la verdad.



De vez en cuando pasaré por aquí a contaros algunas peripecias que nos ocurren en el huerto, serán anécdotas muy divertidas que Dominique no cuenta. jajajajajaja.
Proxima entrada: Arreglando el aljibe.
Un abrazo.



4 comentarios:

rafelin71 dijo...

Kim, me alegro de verte y leerte, y de q se haya reactivado ese blog y huertazo maravilloso!!! Un beso!

rafelin71 dijo...

Kim, me alegro de verte y leerte, y de q se haya reactivado ese blog y huertazo maravilloso!!! Un beso!

Anónimo dijo...

Funciona muy bien el barro con vinagre.
Soy agricultor ecologico de Andalucia.

David dijo...

la mejor forma de eliminar un avipero es por la noche o antes del amanecer, ya que las avispas permanecen inactivas. una vez que te muerden es bueno el amoniaco y el hielo para que la asimilacion del veneno sea mas lenta.